Montar un vestidor en tu dormitorio

Una de las cuestiones más repetidas (y un sueño recurrente) es ¿cómo montar un vestidor en tu dormitorio? . Ahora, con la ayuda de nuestros expertos y de la arquitecta Liliana Millán te vamos a proporcionar las claves para hacer tu sueño realidad y convertir tu dormitorio en un DORMITORIO EXCEPCIONAL, gracias a ese super-vestidor que le acompaña.

Hoy, en nuestro blog, te enseñamos a hacer tu sueño realidad, y contamos todos los secretos para saber cómo transformar tu habitación en un vestidor perfecto.

1- ¿Cómo distribuir el vestidor?

El primer paso para saber cómo montar un vestidor en tu dormitorio, es pensar en el espacio que tengo, y saber organizarlo de la manera más adecuada. Si tienes una habitación amplia, eres afortunada y tienes donde elegir.

Si tu habitación es reducida quizás debas plantearte utilizar algún cuarto que te sobre y aprovechar el espacio sin grandes cambios. Si es éste tu caso lo mejor es que optes por una distribución en “U” que es la que mejor responde a éste espacio y al acceso de la habitación por un extremo. Y si la habitación es reducida lo más interesante es pensar en una distribución continua, sin espacios muertos.

Para plantear la distribución en una habitación amplia, con posibilidades. Lo normal a la hora de distribuir un vestidor, son estas 4 opciones:

Distribución simple:

La más habitual, una sola pared compuesta de armarios. Es la forma más sencilla y más común cuando el vestidor está dentro del dormitorio, pero también cuando la habitación destinada a ella es pequeña.

En este caso te recomendamos que las puertas que instales sean correderas, correderas exentas, es decir las que corren sobre riel sujeto al techo y a la pared. De esta manera aprovechas todo el espacio sin perder ni un centímetro útil.

Elegante vestidor en el dormitorio.

Distribución en L:

Esta distribución para tu vestidor es perfecta para integrar el vestidor en el dormitorio. Nos permite además crear dos espacios separados, es por tanto ideal para una pareja donde cada uno tendrá su espacio, pero también para una sola persona que decida tener, todo organizado, la ropa a un lado y los zapatos a otro o quizás la ropa de cama.

En este caso puedes elegir poner o no puertas. Si no las pones tendrás una visión amplia y directa de todas tus prendas. Aunque pueden ensuciarse con más facilidad.

Distribución en “L”, perfecta integración del vestidor y el dormitorio.

Distribución en U:

Es la distribución más vistosa y completa para un vestidor.

La que más espacio de almacenamiento y posibilidades ofrece y la ideal para espacios con amplitud. Desgraciadamente, no todo el mundo tiene espacio suficiente para poder optar a ésta modalidad.

Cuando optamos por un distribución en “U” espacio no nos falta. Por lo tanto las puertas son una opción estética en la que puedes dejar volar tu imaginación. O si lo prefieres dejarlo sin ellas y presumir de vestidor al primer vistazo.

Si tienes una ventana, para que no sea un problema, Liliana nos sugiere crear una zona de cajoneras bajas con una encimera que unifica y da continuidad.

La distribución en “U” es la que más espacio de almacenamiento y posibilidades ofrece.

Distribución enfrentada:

Esta opción consiste en enfrentar varios armarios , dejando un pasillo central para permitir la movilidad. Cuando se crean vestidores con este tipo de distribución, es muy conveniente fijar un espejo en la pared del fondo, y crear más espacio visual evitando una sensación de agobio. Finalmente es una solución útil en poco espacio.

Vestidor con armarios enfrentados.

2- ¿Cuáles son las medidas adecuadas para un vestidor?

Cuando nos toca decidir cómo montar un vestidor en nuestro dormitorio, son muchas las decisiones a tomar, pero muchas dependerán de la superficie de nuestro dormitorio y de la distribución.

A partir de lo dicho, el mínimo vestidor perfecto, es un armario con un fondo mínimo de 55 cm y una anchura de 90 cm.

Con la regla no escrita que dice que el fondo mínimo no debería ser menor de 40 cm. Para tener las prendas con espacio suficiente y sin estrecheces.

Para optimizar el espacio al montar el vestidor perfecto en tu dormitorio es aconsejable es que la altura máxima sea de 1,80 m y, en cualquier caso, tanto a esta como a niveles superiores, se dediquen a prendas de poco uso o de otras temporadas.

Guía de espacios para un armario vestidor.

Medida para ropa larga: La ropa larga se puede colocar en una barra colocada a 1,60 mt de altura ,para evitar que se arrugue,mientras que las chaquetas,los pantalones y las faldas requieren un espacio de 1,05 mt aproximadamente.

Medida para ropa corta: Para prendas cortas ,entre 75 y 90 cm.

Medida para otras prendas: Las prendas más pequeñas ,como las camisas ,pueden disponerse en baldas de 20 cm o bien en cajones de 15 cm de alto x 50 cm de ancho.

Medida para otros: Es aconsejable dedicar una zona superior de unos 50 cm para guardar las mantas,las maletas y los objetos que sean más grandes.

Espectacular vestidor que puedes disfrutar en casa.

Ten en cuenta que las barras son imprescindibles, puesto que hay mucha ropa que necesita ser colgada si no queremos que acabe hecha un trapo.

Por otro lado, las baldas también son importantes, pero, eso sí, seamos prácticos y utilicemos las que tienen peor acceso, es decir las superiores, para guardar la ropa que menos utilizamos -la muy de fiesta, por ejemplo- y las más bajas para las prendas más funcionales.

Si ahora, que ya tienes una gran información, te animas a poner un vestidor en tu dormitorio, solo tienes que venir a Muebles Romerohogar y te aconsejaremos lo más conveniente para tu dormitorio , espacio y distribución.

¡Ven a vernos !

Fuente fotográfica: Armarios y vestidores kallmar y pinterest